Braval

Catalán Castellano

Yihadismo o integración

Josep-Ignasi Saranyana. La Vanguardia. 14 junio 2015. p. 56
14/06/2015
Coloquio sobre las nuevas esclavitudes

Artículo de Josep-Ignasi Saranyana
 
Hace poco que la Fundación Casa de Misericordia de Barcelona organizó un coloquio en el palacio Macaya sobre las nuevas esclavitudes, concretamente sobre el tráfico de niños. Es innegable y muy meritorio el esfuerzo que se hace en Catalunya, con la ayuda y patrocinio de entidades tanto públicas como privadas, para erradicar las nuevas formas de esclavitud.
 
Una de las intervenciones del citado simposio que más me impresionaron fue la ponencia de Josep Masabeu, presidente de Braval, que intentaré sintetizar.
 
Recordar, ante todo, que Braval constituye un eslabón de la actividad solidaria promovida en el barrio del Raval de Barcelona, en torno a la iglesia de Montalegre, desde que en 1967 fue confiada al Opus Dei. De modo parecido nació Terral. No son estos dos los únicos proyectos en el barrio que se proponen la integración de inmigrantes, pues hay otros muchos y siempre heroicos. En todo caso, los voluntarios que trabajan en ellos conocen muy a fondo el percal y saben dónde pisan.
 
Según Masabeu, la explosión de yihadismo que ha sacudido últimamente a la juventud inmigrante, atrapada en un callejón sin salida, sin familia, trabajo y amigos, con unas costumbres que no han sido respetadas, no debería sorprendernos. Cuando lo único que les queda como seña de identidad es la creencia, en este caso musulmana, es fácil que imanes fundamentalistas catalicen tales convicciones hasta alcanzar la "masa crítica". Y conste que no son musulmanes recién llegados ni de segunda generación, sino españoles a la búsqueda de una nueva identidad, quizá a causa de la exclusión social que padecen injustamente.
 
Masabeu cerraba su intervención con una propuesta que me parece apropiada y que convendrá considerar con atención: por fortuna tenemos en Catalunya una tupida red que actúa y facilita la cohesión social, impidiendo los brotes de violencia que vemos en otras partes; una red que facilita y consolida el ascensor social, ofreciendo oportunidades para prosperar en la sociedad. Hay mucha gente comprometida (administración pública, parroquias, Cáritas, escuelas y entidades de todo tipo) que colabora tendiendo puentes y dando soporte a la esperanza.
 
Por favor: no tiremos piedras contra tales iniciativas, so pretexto de ganar un puñado de votos en unos comicios.


×

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mejorar la navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestros Términos y Condiciones de Uso.